· en busca de la magia ·

 

¡Bruja! ¡Bruja! Así nos llamaban, así nos tenían miedo, así nos perseguían. Y siempre nos encontraban en el mismo lugar: en los bosques, en los prados, en plena naturaleza, en nuestro hogar.

Akelarre llamaron a nuestras reuniones. Decían que venía del Euskara, el idioma más antiguo de todo el Continente. Pero no es así, se equivocaban otra vez.

Hàkea significa buscar, y eso es lo que hacíamos, buscar la magia a través de nuestra conexión con la naturaleza. Buscar el confort, la calma, el bienestar, todo lo natural que está ahí fuera y a lo que nos negamos a darle la espalda.

 · Aporta calor con el fuego de Hàkea a tu hogar e inúndala con el confort, la calma y el bienestar de la naturaleza ·